FINESTRA , Asesores Financieros

FINESTRA MEXICO , Asesores Financieros mexico

FINESTRA MEXICO , Asesores Financieros mexico

FINESTRA MEXICO , Asesores Financieros mexico

Informe Finestra
Informe Finestra
Informe Finestra




El peso mexicano logró apreciarse 5.12% o 106 centavos ante el dólar estadounidense durante el mes de enero, alejándose de los niveles de 19.65 unidades en que finalizó el año pasado. El primer mes del 2018 estuvo marcado por diferentes factores que influyeron fuertemente en el valor de la moneda nacional, desde comentarios de autoridades políticas y económicas de Estados Unidos y la Zona Euro, la renegociación del TLCAN, una complicada situación política estadounidense, un descenso en los precios al consumidor mexicano y especialmente la profunda caída del dólar a nivel global.

Durante el primer mes del año el dólar estadounidense cayó ante las principales divisas globales, llevando al índice dólar a caer hasta 88.438 unidades; nivel no visto desde diciembre de 2014. En la siguiente tabla se puede observar el descenso del dólar ante otras monedas:

Informe Finestra

Los siguientes factores debilitaron al dólar, lo que por añadidura apreció al peso mexicano:
La apreciación del 2.93% del euro por una mayor expectativa de que el Banco Central Europeo (BCE) iniciará en algún momento del año, a reducir su amplio programa de compra de bonos. Además en Alemania se logró un plan de coalición entre el partido gobernante y los socialdemócratas, lo que devuelve la calma a los inversores sobre la principal economía europea.

A pesar de que se esperan tres aumentos de la tasa de interés durante el 2018, la Reserva Federal continúa temiendo que los actuales bajos niveles de inflación no logren el objetivo del banco: 2.0%. También se especula sobre cuál será la velocidad de los ajustes de política monetaria del banco central al mando de Jerome Powell.

La economía estadounidense del cuarto trimestre del 2017 creció menos de lo estimado. El PIB creció solamente 2.6% respecto al 3.2% del periodo anterior, a pesar de que el consumo personal creció considerablemente.

Casi a fin de mes Steve Mnuchin secretario del Tesoro estadounidense comentó que un dólar más débil es bueno para el país, ya que beneficia al comercio y genera oportunidades de inversión. La Casa Blanca comentó que tienen un dólar muy estable debido a lo bien que le va a Estados Unidos y es tan poderoso como siempre ha sido. Refrendó que Trump cree en la libre flotación, pero un día después Donald Trump declaró que él está a favor de un dólar fuerte y que los comentarios de Mnuchin estaban fuera de contexto; la declaración impulsó momentáneamente al dólar estadounidense. Por su parte Mario Draghi líder del BCE comentó que la reciente volatilidad cambiaria es una fuente de incertidumbre para la economía y por tanto vigilará el euro. El euro llegó a cotizar hasta en 1.2537 euros por dólar, máximos no vistos desde hace 37 meses. Por un momento el mercado temió que se iniciaría una guerra de comentarios para elevar o disminuir el valor de sus divisas.

Durante tres días el gobierno estadounidense quedó paralizado ante la falta de financiamiento, ya que los Senadores no lograron ponerse de acuerdo en elevar el nivel del techo de deuda. Posteriormente se aprobó un proyecto de financiamiento a corto plazo para que el Gobierno reanudara sus actividades. La principal diferencia para lograr un acuerdo está relacionada con temas de inmigración, el tema continuará en la mesa por lo menos hasta el próximo 8 de febrero, fecha hasta la cual el Gobierno tiene fondos para operar.

Trump autorizó la aplicación de nuevos aranceles a paneles solares y lavadoras que ingresen a Estados Unidos, acto que generó temor de un posible inicio de un programa de comercio proteccionista.

En temas locales el INEGI dio a conocer que la inflación al consumidor cayó a 5.51% durante la primera quincena de enero, cifra inferior a lo estimado por el mercado y al cierre anual de 6.77% en el 2017. Otro dato positivo para la economía mexicana fue una recuperación del PIB durante el cuarto trimestre del 2017, al registrar un crecimiento del 1% trimestral y 1.8% anualizado.

Respecto a la sexta ronda de renegociación del TLCAN la cual se celebró del 23 al 29 de enero en Montreal, aún quedan muchos temas pendientes. Si bien se lograron algunos avances en temas como facilitación del comercio, medidas sanitarias como fitosanitarias, propiedad intelectual y agricultura por mencionar algunas, para Estados Unidos las negociaciones van a un ritmo lento.

Previo a la sexta negociación trascendió que autoridades canadienses comentaron que Trump anunciará pronto el retiro de su país del TLCAN; declaraciones que afectaron momentáneamente al peso mexicano. Posteriormente la ministra de Relaciones Exteriores y negociadora del acuerdo trilateral Chrystia Freeland, dijo que la amenaza debería de tomarse en serio y que Canadá estaría preparada para ello. Se espera que la siguiente ronda y penúltima se celebre en la Ciudad de México el próximo 26 de febrero.

Como se mencionó el mes pasado, aún quedan temas pendientes en el corto y mediano plazo que afectarán el valor del tipo de cambio. Entre ellos están el proceso de renegociación del TLCAN, el posible aumento de tasa de interés en Estados Unidos y su diferencial con la política monetaria en México, los resultados de la reforma fiscal estadounidense y el proceso electoral en México.





Informe Finestra
Informe Finestra
Informe Finestra
Año 9 Vol. 2     1 de Febrero de 2018
Informe Finestra


Caída del dólar beneficia al peso mexicano
El peso mexicano logró apreciarse 5.12% o 106 centavos ante el dólar estadounidense durante el mes de enero, alejándose de los niveles de 19.65 unidades en que finalizó el año pasado. El primer mes del 2018 estuvo marcado por diferentes factores que influyeron fuertemente en el valor de la moneda nacional, desde comentarios de autoridades políticas y económicas de Estados Unidos y la Zona Euro, la renegociación del TLCAN, una complicada situación política estadounidense, un descenso en los precios al consumidor mexicano y especialmente la profunda caída del dólar a nivel global.

Durante el primer mes del año el dólar estadounidense cayó ante las principales divisas globales, llevando al índice dólar a caer hasta 88.438 unidades; nivel no visto desde diciembre de 2014. En la siguiente tabla se puede observar el descenso del dólar ante otras monedas:

Informe Finestra

Los siguientes factores debilitaron al dólar, lo que por añadidura apreció al peso mexicano:
La apreciación del 2.93% del euro por una mayor expectativa de que el Banco Central Europeo (BCE) iniciará en algún momento del año, a reducir su amplio programa de compra de bonos. Además en Alemania se logró un plan de coalición entre el partido gobernante y los socialdemócratas, lo que devuelve la calma a los inversores sobre la principal economía europea.

A pesar de que se esperan tres aumentos de la tasa de interés durante el 2018, la Reserva Federal continúa temiendo que los actuales bajos niveles de inflación no logren el objetivo del banco: 2.0%. También se especula sobre cuál será la velocidad de los ajustes de política monetaria del banco central al mando de Jerome Powell.

La economía estadounidense del cuarto trimestre del 2017 creció menos de lo estimado. El PIB creció solamente 2.6% respecto al 3.2% del periodo anterior, a pesar de que el consumo personal creció considerablemente.

Casi a fin de mes Steve Mnuchin secretario del Tesoro estadounidense comentó que un dólar más débil es bueno para el país, ya que beneficia al comercio y genera oportunidades de inversión. La Casa Blanca comentó que tienen un dólar muy estable debido a lo bien que le va a Estados Unidos y es tan poderoso como siempre ha sido. Refrendó que Trump cree en la libre flotación, pero un día después Donald Trump declaró que él está a favor de un dólar fuerte y que los comentarios de Mnuchin estaban fuera de contexto; la declaración impulsó momentáneamente al dólar estadounidense. Por su parte Mario Draghi líder del BCE comentó que la reciente volatilidad cambiaria es una fuente de incertidumbre para la economía y por tanto vigilará el euro. El euro llegó a cotizar hasta en 1.2537 euros por dólar, máximos no vistos desde hace 37 meses. Por un momento el mercado temió que se iniciaría una guerra de comentarios para elevar o disminuir el valor de sus divisas.

Durante tres días el gobierno estadounidense quedó paralizado ante la falta de financiamiento, ya que los Senadores no lograron ponerse de acuerdo en elevar el nivel del techo de deuda. Posteriormente se aprobó un proyecto de financiamiento a corto plazo para que el Gobierno reanudara sus actividades. La principal diferencia para lograr un acuerdo está relacionada con temas de inmigración, el tema continuará en la mesa por lo menos hasta el próximo 8 de febrero, fecha hasta la cual el Gobierno tiene fondos para operar.

Trump autorizó la aplicación de nuevos aranceles a paneles solares y lavadoras que ingresen a Estados Unidos, acto que generó temor de un posible inicio de un programa de comercio proteccionista.

En temas locales el INEGI dio a conocer que la inflación al consumidor cayó a 5.51% durante la primera quincena de enero, cifra inferior a lo estimado por el mercado y al cierre anual de 6.77% en el 2017. Otro dato positivo para la economía mexicana fue una recuperación del PIB durante el cuarto trimestre del 2017, al registrar un crecimiento del 1% trimestral y 1.8% anualizado.

Respecto a la sexta ronda de renegociación del TLCAN la cual se celebró del 23 al 29 de enero en Montreal, aún quedan muchos temas pendientes. Si bien se lograron algunos avances en temas como facilitación del comercio, medidas sanitarias como fitosanitarias, propiedad intelectual y agricultura por mencionar algunas, para Estados Unidos las negociaciones van a un ritmo lento.

Previo a la sexta negociación trascendió que autoridades canadienses comentaron que Trump anunciará pronto el retiro de su país del TLCAN; declaraciones que afectaron momentáneamente al peso mexicano. Posteriormente la ministra de Relaciones Exteriores y negociadora del acuerdo trilateral Chrystia Freeland, dijo que la amenaza debería de tomarse en serio y que Canadá estaría preparada para ello. Se espera que la siguiente ronda y penúltima se celebre en la Ciudad de México el próximo 26 de febrero.

Como se mencionó el mes pasado, aún quedan temas pendientes en el corto y mediano plazo que afectarán el valor del tipo de cambio. Entre ellos están el proceso de renegociación del TLCAN, el posible aumento de tasa de interés en Estados Unidos y su diferencial con la política monetaria en México, los resultados de la reforma fiscal estadounidense y el proceso electoral en México.




Contacto

Informe Finestra

Desarrollada por Centro Creativo